volver

DESTRUCTOR DE MITOS: JOAQUÍN EDWARDS BELLO

A cuarenta años de su muerte Memoria Chilena, recuerda a este fabuloso cronista e invita a sus usuarios a una interesante lectura del e- libro "Mitópolis"

"Yo quiero ser recordado como un destructor de mitos, como una persona que se pasó la vida bombardeando con muchos megatones la mediocridad, la chatura, la esterilidad de sus compatriotas", señaló Joaquín Edwards Bello en Mitópolis.

Sin duda que su objetivo fue cumplido a cabalidad. Escritor prolífico, cronista, novelista y también coleccionista, Edwards Bello, evidentemente se resistió a vivir "amurallado en Mitópolis" y fueron el uso de su incisiva pluma y de sus dotes de comunicador, elementos que le permitieron cumplir con su objetivo.

Fue contra los deseos de su padre que decidió dedicarse por completo a la literatura y al periodismo y su primera novela El inútil (1910), inició el camino de este destructor de mitos, personales y nacionales. Con su rebeldía y su mirada cuestionadora de la realidad chilena, logró el Premio Nacional de Literatura en 1943 y el Premio Nacional de Periodismo en 1955.

En Memoria Chilena lo invitamos a disfrutar la lectura de Mitópolis, selección de crónicas de Edwards Bello, publicadas en La Nación, entre los años cincuenta y sesenta, precedidas de una entrevista al escritor, obra editada por Alfonso Calderón en 1973.